Los seres humanos siempre han visto la comunicación como una herramienta fundamental para establecer contacto con los demás. El desarrollo y los avances de la tecnología han generado que las empresas tecnológicas diseñen herramientas que permitan establecer una comunicación más rápida y efectiva a la hora de comunicar creando los medios digitales.

Las organizaciones, los gobiernos, entre otras, utilizan las redes sociales como herramientas efectivas de comunicación pero, al mismo tiempo, alimentar las diferentes bases de datos de cada individuo y conocer cualidades tan especiales como el sentimiento, los gustos, los temas preferenciales y algunas informaciones relevantes, que permitan analizar patrones de comportamiento y diferenciadores de cada individuo.

Desde el momento que creamos un correo electrónico o un perfil, en cualquiera de las redes sociales existentes, damos inicio a lo que conocemos como análisis de datos por las principales empresas tecnológicas. Al registrar el correo electrónico y número telefónico, entre otras informaciones personales en una red social, ya contamos con un espacio asignado que aglutina un conjunto de informaciones personales de cada persona, en los diferentes servidores que componen los centros de datos de estas importantes empresas de telecomunicaciones.

Actualmente las redes sociales se han convertido en la herramienta fundamental en materia de comunicación hasta el punto de que las mismas se han convertido en una de las principales armas de difusión de informaciones con tan sólo un clic. Desplazando a grandes imperios de la comunicación mundial, originando canales de comunicación en tiempo real no importa donde te encuentres, doblegando a gobiernos y dictadores y como medio de comercialización en medio de la pandemia del Covid19. Hablar de las redes sociales es hablar de unas herramientas sin límites, sin fronteras y muy poderosas.

Actualmente, las Apps han generado nuevas políticas. Desde que la aplicación de mensajería de WhatsApp anunció nuevos términos y condiciones, originó el éxodo masivo de usuarios a otras aplicaciones. La descarga de aplicaciones alternativas como Signa o Telegram se cuadruplicó, luego de esta información emitida por el gigante WhatsApp, todo bajo el miedo de ser espiado o acceder a datos personales para utilización de otras entidades.

Aquí les dejo algunas preguntas:

Si ya tenemos un gran número de informaciones personales en otras plataformas, ¿por qué ha sucedido esto?
Aunque se especula que no brindan informaciones relevantes a empresas no autorizadas, el escándalo de Facebook ha generado la desconfianza de los usuarios al momento de introducir informaciones en aplicaciones del diario vivir. Dando a revelar que las informaciones que estas empresas almacenan es mucha más de la que las personas se imaginaron.

WhatsApp es la aplicación de mensajería más utilizada en el mundo y, en los últimos días, se vio afectada con la desvinculación de millones de usuarios.

¿Cuáles tipos de datos capturan las empresas digitales y qué tipo de información puede guardar WhatsApp y otras plataformas?
Al usar una app de mensajería instantánea existen tres tipos de información que se transmiten:

  1. Datos de perfil (nombre, teléfono y foto).
  2. Contenido de los mensajes enviados y recibidos (todas estas informaciones pueden ser vista por las empresas cuando activamos la opción de copiado en la nube).
  3. Metadatos (esta información no es visible, pero es necesaria para llegar a su destino y contiene información sobre la APP, informaciones como: hora, fecha, dispositivo usado, versión del software y la dirección IP de donde transmitimos la información).
  4. Existen otros metadatos que también son analizados a la hora de emitir un mensaje, como son frecuencia con la que usamos el teléfono, la frecuencia con la que nos comunicamos, grupo en lo que estamos, las preferencias de textos, y con quien comunicamos son algunos de los análisis de metadatos por las empresas digitales. Este tipo de metadato es clave para las empresas así supervisan el uso que le damos a sus apps.

¿Cuáles son las mensajerías que menos datos recopilan de sus usuarios?
Signa: Está calificado entre las mejores para no decir la mejor cuando hablamos de almacenamiento de datos personales, ya que el único dato que guarda es el número de teléfono como identificador único para asociarlo a tu cuenta.

Telegram: Vincula algunos datos personales como información de correo, tu lista de contactos y otros identificadores y luego asocia la cuenta que tienes.

WhatsApp: Vincula muchos datos con tu persona como son, ubicación, compras, contactos, informaciones financieras, como usa la aplicación y los datos de uso. Aunque tienen como política la advertencia de algunas de estas opciones al momento de su activación. Siendo esta ultima la aplicación que más informaciones almacenadas de cada persona que utilizan la aplicación.

Actualmente las empresas se encuentran en una guerra sin descanso, de quien almacena más informaciones de cada usuario registrado en las aplicaciones, para nadie es un secreto que cuando hablamos de información hablamos de poder y ha llegado el tiempo del poder de las empresas digitales, estas empresas manejen más informaciones que los propios usuarios. Informaciones tan relevantes que podrán manipular a su conveniencia alterando las cualidades personales como lo es poder decidir, selección y gusto y cuidado si pueden incidir hasta en la presidencia amorosa de una persona hacia otra.

Si tan solo analizamos aplicaciones como Facebook e Instagram las cuales son las mismas empresas, estas almacenan datos desde el estado de salud, ubicación, actividades físicas, historial de navegación, informaciones financieras, compras entre otras informaciones confidenciales, Ósea que con tan solo tener una cuenta de Facebook ya están escaneado en su totalidad por estas empresa.

Deja un comentario - Esos se quedarán pendiente de aprobación por Super 7