Kabul – Al menos ocho personas murieron y otras 14 resultaron heridas, entre ellas cuatro extranjeros, en un ataque suicida este miércoles perpetrado en Kabul con un coche cargado de explosivos al paso de un vehículo de una compañía canadiense de seguridad, y que hasta ahora no ha sido reivindicado por ningún grupo insurgente.

Entre las víctimas del atentado hay varios niños en edad escolar debido a que en el momento en que ocurrió el atentado los menores se dirigían a la escuela.
La explosión ocurrió hacia las 07.25 horas (02.55 hora GMT) en el noreste de la capital afgana, en una zona donde hay además un complejo del Gobierno y una base militar extranjera, informó el portavoz del Ministerio de Interior afgano, Nasrat Rahimi, en un comunicado.

El portavoz reveló posteriormente a Efe que la detonación fue provocada por un atacante suicida que utilizó una furgoneta cargada de explosivos e hizo estallar el vehículo en una calle principal.
El Ministerio del Interior afgano aseguró poco después en un nuevo comunicado que el objetivo del ataque fue un vehículo blindado de la compañía extranjera GardaWorld, que ofrece servicios de seguridad y transporte principalmente para extranjeros.

Como resultado de este ataque terrorista, siete de nuestros compatriotas murieron y otros diez fueron heridos. Cuatro empleados de la mencionada compañía extranjera también sufrieron heridas en el ataque”, precisó el ministerio en la declaración, a lo que se suma la muerte del atacante suicida.

También te podría interesar:   Díaz-Canel reitera apoyo de Cuba a Xi Jinping por brote de COVID-19

Deja un comentario - Esos se quedarán pendiente de aprobación por Super 7