Ciudad de Panamá.- La Constructora Norberto Odebrecht (CNO) S.A. quedó inhabilitada en Panamá luego de que el principal aeropuerto del país, Tocumen, le rescindió por “incumplimiento” un contrato para la ampliación de la terminal, un proyecto con coste global de más de 900 millones de dólares.

El Aeropuerto Internacional de Tocumen S.A. (AITSA) informó este martes de que “ha rescindido el contrato a la empresa CNO, S.A. por incumplimiento de las obligaciones convenidas en el Contrato N°038/12, para la ejecución del Programa de Expansión del Aeropuerto Internacional de Tocumen”.

“En cumplimiento de la Ley 22 de 2006, que regula la contratación pública, y a los efectos derivados del proceso de la resolución administrativa del contrato, también se procedió a inhabilitar al contratista CNO, S.A. por incumplimiento de contrato, lo cual impide su participación en licitaciones y a contratar con el Estado panameño”, dijo el AITSA en un comunicado.

La administración de Tocumen indicó que “ha hecho la notificación oficial a ASSA Compañía de Seguros, S.A. sobre el incumplimiento de las cláusulas pactadas con el contratista para garantizar la culminación de la obra mediante la ejecución de la fianza de cumplimiento y proteger los mejores intereses del Estado”.

“En la última Adenda, CNO, S.A. se obliga a entregar a TOCUMEN la obra completamente finalizada al día 30 de septiembre de 2021. No obstante, al día 27 de septiembre se registraron aún 640 elementos pendientes de Ajustes y Complementos, además de otras actividades no ejecutadas que corresponden al Alcance Original del Contrato N°038/12”, argumentó Tocumen.

El AITSA “garantizará la operatividad y puesta en marcha de la Nueva Terminal 2, incluyendo todos los sistemas tecnológicos, eléctricos, de seguridad, de equipajes, operacionales, entre otros; para salvaguardar los intereses de la República de Panamá, la cual es tenedora del 100 % de las acciones de esta empresa”, agregó el comunicado oficial.

Un portavoz de la CNO dijo a Efe que la empresa se pronunciará este mismo martes sobre esta decisión de la administración del aeropuerto internacional de Tocumen.

La nueva Terminal 2 (T2) de Tocumen se comenzó a construir en 2013 y debía estar lista a finales de 2017, pero su entrega se ha ido postergando con la firma de adendas pactadas por el contratista y el Estado.

Odebrecht se adjudicó la obra en una licitación en el 2012 en la que ofreció el precio más bajo, 679 millones de dólares, pero la obra ya superó los 900 millones de dólares, de acuerdo con la información oficial.

La T2, que en enero de 2020 registraba un avance del 99 % según dijo entonces la administración de Tocumen, es un edificio de 116.000 metros cuadrados que amplía la capacidad de admisión de pasajeros del aeropuerto de 12 a 25 millones anuales, según la información oficial.

Odebrecht fue investigada en Panamá por el pago de sobornos. La empresa y la Fiscalía de Panamá firmaron en julio de 2017 un acuerdo mediante el cual la empresa se comprometió a pagar en un plazo de 12 años una multa de 220 millones de dólares al Estado.

Este 2021 la Fiscalía pidió llamar a juicio a 50 personas por el caso Odebrecht, entre ellos los expresidentes Ricardo Martinelli (2009-2014) y Juan Carlos Varela (2014-2019).

Deja un comentario - Esos se quedarán pendiente de aprobación por Super 7