Amán.- La casa real jordana admitió que “no es un secreto” que el rey Abdalá II, uno de los principales señalados por la investigación titulada los papeles de Pandora, tenga diferentes propiedades, pero tildó la información de deformada y exagerada.

“Parte de la información se usó indebidamente, distorsionando la verdad, así como exagerando e interpretando incorrectamente”, dijo en un extenso comunicado el Palacio, quien añadió que “el hecho de no anunciar las propiedades inmobiliarias privadas del rey se produce por privacidad”, así como por “cuestiones de seguridad”.

Los papeles de Pandora han destapado cómo el monarca jordano ha pasado las últimas décadas acumulando un imperio inmobiliario de lujo con un valor de más de 100 millones de dólares (86 millones de euros) con propiedades en Estados Unidos y el Reino Unido.

Deja un comentario - Esos se quedarán pendiente de aprobación por Super 7