Ginebra.- Las redes de tráfico de personas que en rutas como la del Mediterráneo “explotan la desesperación y la miseria” deben ser combatidas, destacó la Agencia de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) tras los dos naufragios en el mar Egeo que estos días han costado la vida de al menos 31 migrantes.

“Es triste que debido a su desesperación y a la ausencia de rutas seguras, los migrantes y refugiados se vean obligados a poner sus vidas en manos de contrabandistas sin escrúpulos”, señaló en un comunicado la representante de ACNUR en Grecia, María Clara Martín.

La agencia con sede en Ginebra expresó su pesar por los dos naufragios ocurridos en el Egeo los días 21 y 24 de diciembre, en los que 160 personas fueron rescatadas por la Guardia Costera griega pero 31 fallecieron y un número aún no determinado siguen desaparecidas.

ACNUR recuerda que en los 11 primeros meses de este año más de 2.500 personas han fallecido o desaparecido en el Mediterráneo, cuando intentaban llegar a Europa.

Deja un comentario - Esos se quedarán pendiente de aprobación por Super 7