Lisboa.- Los grandes premios de Fórmula Uno y MotoGP de Portugal no tendrán público este año, y además se retrasará la presencia de aficionados en la Liga portuguesa de fútbol hasta que concluya el plan de desescalada del país, cuya última fase está previsto que comience el 3 de mayo.

La decisión, confirmada por fuentes oficiales a EFE, pone fin a las especulaciones sobre estos eventos. El Gobierno quiere concluir primero el desconfinamiento, que comenzó este lunes y se realiza en cuatro fases, con dos semanas de intervalo cada una.

Tanto la prueba de MotoGP, prevista para el 18 de abril, y el Gran Premio de Portimão, programado el 2 de mayo, coinciden aún con la desescalada en curso, y por tanto sin posibilidad de público, tampoco para la Liga lusa, cuya apertura a espectadores deberá abordarse una vez concluido el plan.

La decisión se toma después que el gran premio de Fórmula 1 de Portimão del año pasado desatara la polémica en Portugal al contar con 27.500 espectadores en un momento en que comenzaban a crecer los contagios.

Deja un comentario - Esos se quedarán pendiente de aprobación por Super 7